¡Nelson Mandela nunca morirá!

La Unión Nacional de Empleados de la Caja y la Seguridad Social, UNDECA, la Secretaría de la Federación Sindical Mundial, FSM, por Centroamérica, con profundo dolor, trasmitimos las más sentidas condolencias por el fallecimiento del expresidente Surafricano y Premio Nobel de la Paz, Nelson Mandela, en nombre de la clase trabajadora costarricense y de nuestros afiliados y afiliadas, y que hacemos extensivas a su familia, al Congreso Nacional Africano, CNA, y a todo su pueblo.

Madiba será recordado por la altura de su ejemplo y la grandeza de su obra, por la firmeza de sus convicciones en la lucha contra el criminal apartheid, y por su invaluable aporte a la construcción de una nueva Nación en la que debe prevalecer la igualdad y el respeto.

Le profesamos profundo respeto y admiración, no solo por lo que hizo por su pueblo, sino por el mensaje de lucha por la justicia y la dignidad humana en todo el mundo.
Nunca podremos hablar en pasado de Mandela, él nunca morirá.

Luis Chavarría Vega
Secretario General UNDECA
Secretario de la Federación Sindical Mundial

Martha Rodríguez González
Secretaria General Adjunta UNDECA

San José, Costa Rica, 6 de diciembre de 2013
_________________________________________________________


_________________________________________________________

Murió un heroe de la Humanidad: el luchador sudafricano Mandela

A través de las redes sociales diversos funcionarios del estado venezolano lamentaron el deceso del líder sudafricano.

La ministra del Poder Popular para la Comunicación e Información Delcy Rodríguez a través de cuenta @DrodriguezMinci honro a la memoria de este luchador contra el racismo, y el fascismo, reinante en su nación durante más de 50 años.

Ha fallecido Nelson Mandela. Gran ejemplo de lucha, constancia y dignidad para la humanidad ¡Honor y gloria! “escribió la ministra”

Madiba (como era conocido por su pueblo) estuvo preso por 27 años cumpliendo una condena que era de por vida y fue liberado, recibió el Premio Nobel de la Paz y fue electo democráticamente como presidente de su país.
A lo largo de 2013, sus condiciones de salud se deterioraron de manera gradual. En marzo Mandela tuvo que someterse a una intervención quirúrgica, a partir de junio sus problemas pulmonares empeoraron y quedó ingresado en Pretoria en “situación crítica”.

Transcurrieron casi 200 días de amarga expectación en Sudáfrica, donde toda la población estaba preparada para lo peor, pero pensando en lo mejor para el héroe que sacrificó prácticamente su vida entera por la total liberación de su pueblo.

La muerte del Premio Nobel de la Paz de 1993 e internacionalmente venerado luchador antiapartheid fue confirmada en la noche del jueves en un comunicado a toda la nación por el presidente Jacob Zuma.

Mandela recibirá un funeral de Estado, que se prevé tenga lugar en su pueblo natal de Qunu, provincia sureña de Eastern Cape. Los protocolos completos y formales de las ceremonias no se conocerán hasta que delegados de la Presidencia de la República hayan consultado con la familia de Mandela, pero su fallecimiento desencadena una serie de procesos estatales automáticos.

De acuerdo con fuentes del gobierno, formaba parte de la regla establecida que el anuncio formal sobre su deceso fuera pronunciado por el presidente Jacob Zuma desde la sede ejecutiva de Union Buildings, en Pretoria.

Durante el período de duelo que sigue a la fecha luctuosa, los edificios gubernamentales colocarán sus banderas a media asta, precisó Zuma en el comunicado estatal de esta medianoche.

El período de luto oficial no significa jornadas festivas y no existe ninguna instrucción a las empresas en el sentido de que cierren sus establecimientos, indicaron las fuentes en la radio nacional.

Los trabajadores, explicaron voceros del gobierno, necesitarán el permiso de sus empleadores para dejar sus labores y presentar respeto a Mandela y sus familiares en estas horas aciagas.

La ley sudafricana dispone que funcionarios de la Presidencia de la República tienen que debatir las características del programado funeral con los familiares más cercanos, en este caso la viuda Graça Machel y las tres hijas Makaziwe, Zenani y Zindzi Mandela .

Para el período de duelo, está previsto además que el cuerpo de Nelson Mandela sea permanentemente custodiado por soldados de la Fuerza de Defensa Nacional de Sudáfrica.

Un período de duelo oficial por lo general tiene una duración de 10 días en Sudáfrica, pero según medios de prensa, en esta ocasión podría extenderse para permitir que un gran número de personas presente respetos al venerado líder antiapartheid.

Un funeral de Estado para un expresidente se lleva a cabo en su primera parte en la sede del gobierno, edificio Union Buildings de Pretoria, e implica ceremonia militar completa, con desfiles, saludos castrenses y el ataúd transportado por carros marciales.

El presidente Zuma subrayó hoy que Sudáfrica había perdido a su padre y, al mismo tiempo, al más grande de sus hijos.

Este es un momento de gran determinación para nuestro pueblo, todos amamos a Mandela, ahora tenemos que seguir su ejemplo, y vivir como él vivió, enfatizó el mandatario.

Nelson Mandela se ha ganado el derecho a descansar en paz, nos toca a esta generación honrar los valores que él nos enseñó y defendió con el ejemplo durante toda su vida, enfatizó.

PRENSAMINCI

______________________

Mandela fue un “terrorista” para EE.UU. hasta 2008

El expresidente de Sudáfrica, Nelson Mandela, estuvo hasta el 1 de julio de 2008 en una lista de terroristas elaborada por Estados Unidos, nación que lo incluyó en ese registro porque el régimen racial del apartheid sudafricano lo calificaba como tal.

En 2008, el Congreso de Estados Unidos aprobó una medida para sacar a Nelson Mandela de su lista de terroristas, con el fin de “mejorar” las relaciones entre el país norteamericano y Sudáfrica.

“La aprobación de la medida ayudará a borrar por fin la enorme vergüenza de haber deshonrado a este gran líder al incluirlo en la lista de terroristas de nuestro Gobierno”, apuntó el entonces senador John Kerry, actualmente secretario de Estado estadounidense.

A pesar de su legendaria lucha contra el apartheid en Sudáfrica, de haber sido elegido presidente de su país en 1994 y de haber ganado el Premio Nobel de la Paz (1993), Nelson Mandela y su partido, el Congreso Nacional Africano (CNA), aparecieron como terroristas en una lista oficial de Washigton.

Todo tiene su origen en los días del apartheid cuando el régimen sudafricano ilegalizó al CNA y encarceló a sus dirigentes o los obligó a exiliarse.

Los legisladores estadounidenses señalaron que, debido a las estrictas medidas aprobadas por el Congreso después de los ataques del 11 de septiembre de 2001, la etiqueta de “terroristas” no se eliminó porque el CNA había usado la “fuerza” en su campaña contra el apartheid.

Tele SUr

____________________________

Fidel Castro a Nelson Mandela:“Eres símbolo de la libertad, la justicia y la dignidad humana”

El expresidente de Cuba, Fidel Castro, emitió en 2010 una emotiva carta al exmandatario de Sudáfrica, Nelson Mandela, en la que expresó su admiración por el líder africano.

En la misiva, Castro se solidariza con Mandela por sus 27 años de cautiverio. Además, reconoce el martirio que el líder africano vivió en el Apartheid desde los años 40 y respalda sus hazañas en la lucha por la paz y la unidad.

A continuación, la carta completa:

Viejo y prestigioso amigo, cuánto me place verte convertido y reconocido por todas las instituciones políticas del mundo como símbolo de la libertad, la justicia y la dignidad humana.

Te convirtieron en trabajador forzado en las canteras, como hicieron con Martí cuando tenía 17 años.

Sólo estuve en la prisión política menos de dos años, pero fue tiempo suficiente para comprender lo que significan 27 en las soledades de una prisión, separado de familiares y amigos.

En los años finales de tu martirio, tu Patria, bajo la tiranía del Apartheid, fue convertida después de la Batalla de Cuito Cuanavale en instrumento de la guerra contra los combatientes internacionalistas cubanos y angolanos que avanzaban sobre la ocupada Namibia. Nadie podía ocultarte las noticias de la solidaridad que el pueblo, bajo tu guía, despertaba entre todas las personas honestas de la tierra.

Entonces, como hoy, el enemigo estaba a punto de dar un zarpazo nuclear contra las tropas que, en ese caso, avanzaban contra el sistema odioso del Apartheid.

Nunca nadie fue capaz de explicarte de dónde salieron y cuándo se llevaron aquellos instrumentos de muerte.

Visitaste nuestra Patria y te solidarizaste con ella, cuando todavía no eras Presidente de Sudáfrica elegido libremente por el pueblo.

Hoy la humanidad está amenazada por el mayor riesgo en toda la historia de nuestra especie.

Ejerce toda tu inmensa fuerza moral para mantener a Sudáfrica lejos de las bases militares de Estados Unidos y la OTAN.

Amigos ayer del Apartheid, hoy compiten cínicamente por simular amistad.

Los pueblos de África que sobrevivan a la catástrofe nuclear que se avecina, necesitarán más que nunca los conocimientos científicos y los avances de la tecnología sudafricana.

La humanidad aún puede preservarse de los golpes demoledores de la tragedia nuclear que se aproxima, y la ambiental que ya está presente.

Fraternalmente,

Fidel Castro Ruz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>